Mezcla mexicana de sysadmins

El sábado fue un día normal, con la excepción de que llevamos a mi hermano a su destino y de ahí nos fuimos a comprar cosas para la carne asada con motivo del cumpleaños sorpresa de uno de los sysadmins chihuahuenses.

Para el ritmo de esta ciudad nos la pasamos en esas tareas unas tres horas y volvimos a casa con algo de tiempo para encender el carbón, llevar las cosas a las bancas y techos y esas tareas.

Toluqueños, chihuas, tepicenses y tapatíos

La tragazón bien y el convivio bien, aunque me causa curiosidad como los 8 litros de jugo de arándano y refrescos que llevamos se terminaron antes que la cerveza. Algo me dice que los sysadmins no tienen predilección por beber alcohol, ya van dos ocasiones en las que la cerveza se queda esperando a ser bebida.

Bueno y al final todos nos retiramos a nuestros respectivos aposentos, con un incidente de fiebre infantil que no  pasó a mayores y casi al ir a dormir que recuerdo algo: ¿y tu número de corredor para el día de mañana y el chip? Bien olvidado por las actividades del sábado.

¡¡¡¡DEMONIOS!!! Sin número de corredor y chip, podría haber corrido pero sin derecho a abastecerme de líquidos en el medio maratón. Así que ni hice el intento por ir. Falla total y completa de mi parte. Por otro lado el haber olvidado el maratón para el cual me estuve preparando durante semanas puede decir una cosa: nos la pasamos agradable.

Sin más ni más, tendré que esperar al medio maratón de Zapopan, y ahora si, pondré el recordatorio respectivo en el teléfono para no volver a pasar por esta situación.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Cómo tener un cultivo de búlgaros (Kéfir) por años

Jugando con la API de bitso: bitso-py

Mientras tanto, en internet... MUJERES CHINGONAS