10 agujas en el brazo

Andaba caminando en un área abierta en alguna especie de prado; a la distancia se apreciaban algunos edificios de dos plantas no muy grandes, similares a los que había en el tecnológico de Tepic; uno por aquí y otro por allá. Buscaba a alguien, no sé a quién, pero ese alguien me iba a hacer una cirugía. Llego a una de las aulas, me asomo y entro; ahí me están esperando 4 médicos, me dicen: "sientese aquí" y me indican la camilla de operaciones. El lugar esta semi oscuro, iluminado por luces color moras; rosa y rojo. Voy y me siento a una plancha de acero bien pulido, del mismo material que se utiliza para algunos puestos de tacos callejeros.
Al parecer uno de los médicos me va a canalizar así que finalmente me recuesto, mi mente espera la clásica aguja pero en vez de ser solo una, son diez y las diez me las coloca de una a una en el brazo de modo transversal; mientras el médico hace esto me doy cuenta de que ni siquiera están llegando a alguna vena, solo las colocan atravezando de lado a lado en el antebrazo.
Las agujas no suelen asustarme, pero cuando veo brotar sangre me altero un poco, pues el calibre y largo de las agujas son más grandes de lo normal; a lo mejor algo anda mal.
Sin avisar me las retiran todas y me indican que sigue el otro brazo. Nuevamente las colocan pero ahora las jeringas tienen otra forma y son mas largas, en un arranque de pánico me las quito de un jalón y solicito hablar con un familiar para consultarle de que se trata la cirugía ó si es correcto los procedimientos que están llevando a cabo. Salgo asustado y corriendo del lugar buscando algún conocido, el sueño se desvanece...
(Nota: no había visto Distrito 9 cuando tuve este sueño)
3 comentarios

Entradas populares de este blog

Cómo tener un cultivo de búlgaros (Kéfir) por años

Jugando con la API de bitso: bitso-py

Mientras tanto, en internet... MUJERES CHINGONAS