Venciendo al blerch, obteniendo victorias sobre el kraken, llegando a la plenitud del corredor

Tres meses de preparación y otros tantos más de acondicionamiento culminaron este primero de septiembre para correr el medio maratón atlas. O sea, 21km de corrida en la ciudad, un domingo en el que te prestan la zona metropolitana para que la recorras con libertad.

Todo comenzó a las 5AM del 1 de septiembre y como es usual, un baño, un desayuno ligero que incluyera carbohidratos (avena), y algo de agua. Salí a la parada de camión y por suerte una persona me dió un aventón ahí a Av. Base aérea y carretera a Tesistán.

Era domingo a las 6:00AM, y ¿recuerdan el incidente de los cholos que me correteraron?. Pues vi que a lo lejos a una cuadra de distancia y desde la acera de enfrente salió una persona y cruzó la calle. Pasaron cientos de ideas malas por mi mente en ese momento, así que no pensé más e inmediatamente cuando vi pasando un taxi le chiflé para hacerle la parada y me llevara hacia el punto de partida del medio maratón atlas. Me asomé ya en el taxi para ver al tipo que iba cruzando la calle y se regresó de inmediato. La lección es que esa zona es P E L I G R O S A; especialmente los fines de semana de sábado a domingo.

Bueno, llegué temprano al punto de inicio sobre patria a la entrada del club atlas, con tiempo sobrado para colocar el chip en el ténis, aplicarme bloqueador solar, ponerme el pulsómetro y entregar mis cosas en el guardarropa. Después de ahí pues fuí a la clásica descarga de vejiga (nadie quiere tener ganas de orinar en una carrera), y me fuí por ahí a empezar a calentar un poco, una trotadita muy ligera solo para acelerar el pulso lo suficiente para que todo empezara a tomar ritmo. De aquí en delante fuí a colocarme a algún lugar de la salida y creo que lo hcie demasiado adelante dados mis resultados, tal vez debí tomar una posición media. Pero como sea me enfoqué a lo mío, calentar y esperar el disparo de salida que sería a las 8:00AM.

Esperando el disparo de salida

"10... 9... 8... 7... 6... 5... 4... 3... 2... 1..."

El comienzo y durante los primeros diez kilómetros todo transcurrió bien, esta era mi segunda experiencia corriendo un medio maratón y aunque pareciera obvio, en vez de tomar un ritmo mas rápido, me medí y controlé más en los primeros kilómetros para evitar el cansancio hacia el final de la carrera. Por ahí del kilómetro 2 a 3 vi entre la gente a Carlos, un maestro que tuve en la maestría allá de 2004. Me parece que en la siguiente fotografía me agarró por ahí del inicio de la carrera sin que me diera cuenta:

Gracias por la foto Carlos
Todo perfecto durante los primeros diez kilómetros, lo interesante empezó a rondar por ahí del kilómetro 5 en adelante, desde américas sobre terranova hasta avenida México fué el primer jalón en donde es pura pendiente; pero igual uno va aún con energía suficiente y poco cansancio. Mas adelante del kilómetro 15 a 16 desde el instituto de ciencias biológicas hasta avenida patria fué la segunda pendiente severa, y ya habiendo recorrido una buena parte del trayecto, fué una lucha contra el "blerch"; hubo puntos en los que pensé caminar un par de minutos, o unos segundos, pero no me dejé, no me permití detener el paso de la carrera. Habiendo llegado al punto mas alto ahí por el estadio 3 de marzo, creo que ya todo fué aflojar el cuerpo y dejar que la gravedad hiciera lo suyo. De ahí hasta el kilómetro 21 en donde de verdad, llegué algo molido, no agotado, mas bien un poco molido pero no así sin llegar a ese éxtasis del corredor, aún así molido por que llevé un ritmo de carrera un tanto flojo, conservador, sin arriesgar. Adopté la estrategia de carrera que usualmente llevo en vida, no arriesgar, medir, llevar cierto control sobre los resultados. Y así fué como finalicé, con un tiempo de 2 horas 7 minutos y 38 segundos.

El momento de vencer al kraken
Mi meta de correr un maratón completo tendrá que esperar otro año más, siento que aún debo acondicionarme siguiendo esa línea de medir y controlar mis capacidades, e incluso empezar a enfocarme en mejorar tiempos. Sé que ya tengo la capacidad de completar distancias hasta de 21kms y que ahora podría meterle mas galleta con un entrenamiento adecuado para comenzar a mejorar esos números. Aunque ese maratón, probablemente vaya solo con ese enfoque de distancia, ya después me preocuparé por mejorar sus tiempos.

Si ven los numeros mas debajo, me da la impresión de que estoy en la media. A la mitad. Igual los pueden comparar con los resultados de mi primer intento en un medio maratón.

La ruta:

Numeralia:
Tiempo chip: 02h 07min 38seg
Velocidad media: 10 km/h
Velocidad máxima: 13.6km/h
Lugar general: 2546
Lugar en la categoría (30-34años): 1004
Lugar en la rama (varonil): 2065
Lugar en la edad (20 a 39 años) : 70
Número de corredores: 4,800

Otros números

Más numeros estadísticos.
1 comentario

Entradas populares de este blog

Cómo tener un cultivo de búlgaros (Kéfir) por años

Mientras tanto, en internet... MUJERES CHINGONAS